Saltar al contenido
IDietas

Dieta Nórdica

dieta de los países nórdicos
Dieta Nórdica
5 (100%) 1 vote

¿Por qué no empezar con la dieta nórdica si quieres hacer una dieta pero no sabes por cual inclinarte? En este artículo te enseñaremos todos sus beneficios.

Seguramente has escuchado sobre muchas dietas, pero no sobre esta en particular. Así que te mostraremos todo lo que debes saber sobre esta maravillosa dieta.

¿En qué consiste la dieta nórdica?

Según el informe de la Organización Mundial de la Salud, la dieta nórdica comparte características de dietas mediterráneas pero basada en alimentos que son tradicionales de Europa del Norte: Finlandia, Islandia, Dinamarca, Noruega y Suecia.

La dieta nórdica consiste en una alimentación balanceada entre:

  • Bayas del bosque: Frambuesas, arándanos, moras y otras, es la recomendación de la dieta nórdica, pues son alimentos ricos en vitaminas y propiedades medicinales.
  • Frutas, legumbres y vegetales: Se sabe que las frutas y los vegetales, son muy buenas para la salud por sus múltiples cualidades entre vitaminas y minerales, que ayudan al buen funcionamiento del organismo.
  • Pescado, como el salmón, el arenque o la caballa, que se consumen varias veces a la semana: El pescado es alimento protagonista de la dieta nórdica, debido a la tradición gastronómica escandinava. Tiene muchos beneficios, pero nombraremos 2:
    • Otorga omega 3 al cuerpo.
    • Y da muchas vitaminas a nuestro organismo.
  • Crustáceos: Igual que el pescado, los crustáceos son uno de los alimentos que están en la dieta nórdica, y se ha comprobado científicamente que pueden ayudar en la prevención de enfermedades cardiovasculares.
  • Cereales enteros, como cebada, avena y centeno: Los cereales enteros son unos de los mejores alimentos que existen y que están en la dieta nórdica. En los cereales encontramos funciones muy buenas, como lo son la depurativa, anticancerígena y reguladora, además de aportar muchas proteínas de gran valor para el organismo.
  • Tubérculos: Los tubérculos y hongos, también deben ser protagonistas de la nórdica, y que traen muchos beneficios como:
    • Aporte de hidratos de carbono complementarios al de los cereales.
    • Aporta minerales y vitaminas a nuestro organismo.
  • Lácteos bajos en grasa: Los lácteos son imprescindibles en toda dieta, y más si éstas son bajas en grasas, y a su vez calóricas, para tener menos ingesta de calorías en el día.
  • Hierbas aromáticas: Las hierbas aromáticas son claves componentes de la dieta nórdica, porque no solamente se aporta sabor, sino por la variedad de nutrientes se aporta una buena alimentación. Se debe optar preferiblemente por las más frescas, aunque también se pueden consumir deshidratadas.

Beneficios de la dieta nórdica

La dieta nórdica es una alimentación saludable OMS, pues confirmó que la dieta nórdica puede ayudar a reducir el riesgo de enfermedades como:

  • El cáncer.
  • La diabetes.
  • Problemas cardiovasculares.
  • Obesidad

Así se tendrá una mejoría en la salud, y a su vez, una mejor figura.

La “Nueva Dieta Nórdica”

La “Nueva Dieta Nórdica” fue desarrollada por varios chefs nórdicos en el 2004 es una interpretación gastronómica de esta dieta tradicional del norte europeo. Esta interpretación está basada en la misma dieta nórdica, pero con un ideal más nuevo o juvenil, y que de igual forma está basada en 4 principios, como las son:

  • La salud.
  • El potencial gastronómico.
  • Sustentabilidad.
  • Identidad nórdica.

Principios de la dieta nórdica

En toda la región se han hecho eventos que promocionan la dieta tradicional y la más juvenil, no solo desde el punto de vista de la salud sino también desde un punto cultural y turístico, pues promueven el consumo de ingredientes locales, silvestres y frescos.

Los principios de la dieta nórdica son:

  1. Come más frutas todos los días.
  2. Come más vegetales todos los días.
  3. Come más productos de cereales enteros.
  4. Consume más alimentos del mar y lagos.
  5. Consume carne de la mejor calidad que haya, pero en menos cantidad.
  6. Come productos orgánicos la mayoría del tiempo.
  7. Evita cualquier tipo de aditivo en la comida.
  8. Come más alimentos basados en la temporada.
  9. Come más platos que sean caseros.
  10. Genera menos desperdicios.
  11. Son 3 en 1: Te ayuda en la dieta, y estimula la cultura y la salud.

La alimentación saludable OMS es posible de hacer gracias a la dieta nórdica que tiene gran variedad de platos que son fáciles. Tanto la dieta mediterránea como la dieta nórdica son ejemplos muy buenos de cómo utilizar los recursos culturales y naturales para utilizarse con fines novedosos en la cocina y con beneficiosos para la salud.

Como hemos visto, la dieta nórdica es ideal si quieres bajar de peso y con grandes beneficios para la salud, como lo es comer más sano. Por lo tanto, ¡¿qué esperas para empezar ésta dieta con tantos resultados positivos para la salud?!

Recuerda siempre ver a tu médico de confianza antes de comenzar cualquier dieta para tener todos los beneficios.

Otras dietas que te pueden interesar